Esmeralda Brewing y Kiiwik Sustentable se Unen Contra las Colillas de Cigarro

Esmeralda Brewing, es una marca mexicana fundada por jóvenes yucatecos comprometidos con ofrecer cervezas artesanales de la más alta calidad que maneja marcas de prestigio como COLORADA, HAUAY, OASIS y las marcas especiales para el hotel Rosas & Xocolate, XOCO y ROSA JAMAICA.

Además se caracteriza por promover acciones a favor del medio ambiente a través del movi miento Limpiemos las Playas y en apoyar a emprendedores con discapacidad y que elaboran postres y bocadillos dentro de la campaña Consumo Consciente, teniendo como principal vocero a Fernando Méndez Alfaro.

                     

Kiiwik  Sustentable, cuya propietaria es Lía Arcila, es una tienda que nace como una opción responsable ante los supermercados convencionales. Su misión es ser una empresa enfocada a la sustentabilidad a través de productos que fomenten el consumo responsable en sus clientes.

En esta ocasión, estas dos destacadas empresas, han formado una Alianza, para que durante todo el mes de octubre se ofrezca una cerveza gratis por cada botella de pet de 1 litro llena de colillas de cigarro y que sea recibida en la tienda mencionada, la cual desde este día, se convierte en Centro de Acopio, en apoyo a las labores de Eco Filter México.

                        

Paola Garro y Leopoldo Benítez emprendieron la idea Eco-filter, una  empresa que se dedica al reciclaje de colillas de cigarro. Estas son transformadas en papel bajo un proceso biotecnológico que desintoxica y degrada las colillas a cierto porcentaje, permitiéndole quedar libre de sustancias tóxicas y sin los olores comunes del cigarro.

Este proyecto nació bajo la tesis del biólogo Leopoldo Benítez, quien en una expedición a la sierra michoacana encontró uno de los hongos más degradadores que se hayan documentado, con el que se logra degradar la colilla en cuatro meses, mientras que sin el tratamiento, las colillas se degradan en más de una década.

«El proceso consta de utilizar el metabolismo de un hongo que es el que hace el trabajo, él y sus enzimas es el complejo celulosa que degrada la madera, por tanto, también degrada la celulosa de lo que están hechas las colillas» explica el biólogo. «Las echamos a nuestro biorreactor,  el cual es un prototipo a escala y en donde nada más agregándole un poquito de agua y un poco de hongo, al cabo de 6 o 7 días se va a notar cómo éste está creciendo sobre las colillas.

Se monitorea, se cambia de fase, de diferentes contenedores y finalmente se transforma». Basta con darle las condiciones necesarias de humedad, temperatura e hidratación, para que se logre la degradación. El resto se va a composta que puede generar suelo fértil.

Esta pulpa de celulosa es de baja mediana calidad, por lo que estas fibras pueden introducirse en diversos productos como cuadernos, papel, macetas, aislante térmico y acústico, «en todo aquel producto que esté documentado que exista derivado de la celulosa se puede sustituir con celulosa de colillas de cigarro» afirma Leopoldo.

             

Gracias a los voluntarios hasta el momento Eco-filter ha recolectado una tonelada de colillas tiradas en basureros y calles, o recolectadas en centros especiales.

«Los colillachallenge implica que tenemos ya aproximadamente más de 30 centros de acopio en toda la república los cuales reciben colillas de la ciudadanía. Con ello, fomentamos que la gente se sume a esta causa, guarde sus colillas, no las tire en las calles y las dejé en un punto de acopio», añadió Paola.

                         

Esmeralda Brewing y Kiiwik Sustentable, #Juntos por el Medio Ambiente.

Dejanos tus comentarios. Tu opinion es muy importante